viernes, 7 de marzo de 2014

La Automatización de Biblioteca en la República Dominicana

En el transcurso de mis estudios en la carrera de Bibliotecología, me ha tocado hacer diversos trabajos de campo, como visitas a bibliotecas de diversos tipos, elaboración de proyectos de automatización, evaluaciones diagnósticas de bibliotecas, proyectos de planeamiento estratégicos y etc. Y es en esta experiencia -  sumadas a las adquiridas en lo personal en mis estudios privados en el área de la automatización - que me he permitido escribir colaboraciones y escritos diversos, así como  manuales educativos para cursos de Auxiliares bibliotecarios y en el área de programación de sistemas de bibliotecas en varios lenguajes.

En estas visitas y por la experiencia propia de muchos años de labor en cuatro bibliotecas, he ido dándome cuenta de como ha evolucionado la automatización de los servicios de bibliotecas en nuestro país. Los años 90, con el boom de la internet, fueron muy decisivos en el tema de la automatización. Era muy utilizado en este entonces el CDS/Micro Isis, de la UNESCO. Algunas bibliotecas universitarias ya evolucionaban en ese tenor, como la Biblioteca de INTEC. Aunque el MicroIsis ya era un boom tecnológico para los años 80. 

La Biblioteca Fray Antón de Montesinos comienza a utilizar este sistema desde el año 1998, con un proyecto dirigido por el Lic. Domingo Polanco y cuya encargada del módulo era la Lic. Odalis Cedeño. En el Archivo Nacional se utilizaba OpenBiblio tiempo después; la Universidad Iberoamericana, UNIBE, también utilizaba MicroIsis y la Biblioteca de la Cancillería Dominicana, entre otros lugares escasos.

Muchas de las grandes universidades migraron de plataforma en la medida que más y diversos programas para la automatización de bibliotecas iban apareciendo. Con el tiempo aparece luego el SIABUC de la Universidad de Colimas, México, en sus primeras versiones y es la Biblioteca de la Universidad Católica Madre y Maestra (PUCMM) una de las primeras en utilizar este nuevo sistema. Transcurrido un tiempo, otras bibliotecas universitarias adquieren el SIABUC, mientras que las menos pudientes continuaron con el CDS/Micro Isis.

Hoy en día es increíble los avances que han logrado las bibliotecas universitarias en nuestro país. Han hecho una inserción en el mundo de la tecnología web sorprendente. Se ha invertido mucho y es ya extraño si una biblioteca universitaria no dispone de su catálogo en línea. La presencia de las bibliotecas dominicanas es cada día más notable en la Web, las redes y blogs. Las que no tienen catálogo en línea, tienen al menos una página web y en lo mínimo un blog, conteniendo informaciones de la institución.

Quiero decir con todo esto, que nuestro país no se ha quedado atrás con la aplicación de estas tecnologías en las bibliotecas. Solo resta que las bibliotecas públicas y más especialmente las escolares, se vayan acoplando y haciendo esfuerzo para automatizar sus catálogos y salir del atraso e incorporarse al sistema imperante.

Debe existir ya una política clara desde el gobierno para poner en marcha y ejecución el plan de una red de bibliotecas nacionales, lo cual está contemplado en la Ley 502-08 del Libro y Biblioteca . Si esta ley se pone en acción, lograríamos un gran sueño anhelado por los bibliotecarios de este país. 





*****************************************************************************




No hay comentarios:

Publicar un comentario

El WhatsApp : ventajas y desventajas

 Luis M. Peña 25 de octubre, 2017 Sobre el autor. Licenciado en Lenguas Modernas mención Inglés y Licenciado en Educación mención Bib...